Estamos teniendo problemas con las transmisiones en el barco y como consecuencia no tenemos comunicación telefónica posible, ni podemos recibir los partes meteorológicos, ni enviar fotografías ni video. Sólo podemos enviar textos cortos a través del Sat-C.

Lo primero y más importante, queremos avisar que estamos todos bien y, a pesar de que no podemos comunicarnos con nuestras familias, cada uno de nosotros quiere enviar un gran saludo a cada uno de nuestros seres queridos. Esperamos poder solucionar este problema lo más rápido posible y volver a escuchar sus voces y leer sus mails, ya que queda bastante etapa por delante.

Día ocho de regata y después de cinco días seguidos navegando con más de 20 nudos, partes del barco comienzan a fallar y romperse. La verdad es que estamos muy entretenidos. Tal vez no de la mejor forma, ya el tiempo que pasamos arreglando cosas podría ser usado para que todos estén al cien por cien enfocados en llevar el barco ese nudo extra más rápido que los demás.

El no tener transmisión de datos hace que navegar en la regata sea bastante complicado. Jean Luc está muy limitado en su trabajo ya que no puede descargar archivos de meteorología y prever o pensar en futuras rutas en el futuro.

Por otro lado, también ustedes se están perdiendo las buenas imágenes con agua en cubierta y de todas las reparaciones a bordo. Prometo que en cuanto todo esté bien de alguna forma les mostraré lo que ha sucedido en estos días.

Jean Luc y yo estamos enfocados al cien por cien en la reparación

Comenzamos contactando con Race Control para avisarles de nuestro problema y ellos inmediatamente comenzaron a dar indicaciones. Todo ello en vano, nada ha funcionado hasta el momento y no tenemos ni idea del porqué.

Ayer por la mañana Jean Luc desmontó el FB-250 para ver si alguna de las piezas en su interior estaban sueltas o veíamos si se podía arreglar algo. Al abrirlo, todo estaba en su lugar y nada nos pareció extraño. Lo devolvimos a su sitio e hicimos una reconexión de todos los cables y nuevamente, nada.

En términos de navegación el barco va muy bien, excepto que ayer por la noche el cabo que sujeta al outrigger por debajo se rompió haciendo que se saliera de la base generando ¡un nuevo agujero al casco! Otra vez una nueva ventanita en el “MAPFRE”, a pocos centímetros de la antigua. Se reparó rápidamente con un martillo para sacarlo de dentro del casco y para tapar el agujero se usó Sikaflex. Nuevamente Ñeti hizo la reparación. ¡En esta etapa este chico anda MUY ocupado!

La mano de Willy ya está menos hinchada y le duele menos. Se le cambió el vendaje y limpió el área para que esté más higiénico y cómodo ya que la humedad dentro del barco es muy alta.

Rob, unos de nuestros jefes de guardia, decía hoy que “estamos en el día ocho, a medio camino de los Alisios. La verdad es que es muy buena navegación. Todos los barcos están rompiendo cosas, así que estamos todos en el mismo juego. Nada es fácil a bordo y la velocidad del barco no es de las mejores, ‘Abu Dhabi’ nos ha sacado algunas millas. Tenemos mucho trabajo por hacer y seguir batallando”.

#vamosMAPFRE

Fran Vignale